Táchira – 3:19 pm-. Pablo Camacho afrontó a inicios de año una situación médica de bastante cuidado; bajo una estricta supervisión y trabajos específicos, el lateral derecho superó el cuadro clínico en su gemelo derecho para estar a disposición del cuadro amarillo y negro.

El proceso de recuperación estuvo acompañado, además de las terapias médicas, de mucha convicción por vestir nuevamente la emblemática casaca amarilla y negra. Frente a Trujillanos dejó atrás toda molestia, viendo sus primeros minutos del 2017.

Súper contento primeramente por estar en una convocatoria, luego de poder volver a ver minutos, en los que pude atacar por la banda, por momentos pudimos hacer daño, lamentablemente no pude concretar algunas situaciones”, evaluó el defensor con satisfacción de volver al terreno en condiciones óptimas, brindándole la seguridad al cuerpo técnico de tener blindado el sector derecho.

En cuanto a la sensación de defender los colores tachirenses nuevamente, sentenció con satisfacción: “Estoy tranquilo porque estuve afuera 38 días, es importante ir de menos a más, ya pude sumar algunos minutos y debo pensar seguir trabajando para lo que viene”.

Las molestias lo apartaron de retos que afrontó el plantel recientemente, los primeros duelos del Apertura 2017 y la justa internacional, los tuvo que respaldar desde afuera.

Cuando comenzó el torneo me tocó vivirlo desde afuera, hemos sumado en canchas importantes, primero Socopó, después en el Brígido Iriarte, queríamos hacerlo en Valera pero fue un rival muy complicado”, expresó.

El buen arranque en la competencia nacional reivindica la intención del club por cristalizar cada objetivo en el 2017, en los primeros pasajes la divisa criolla ha mostrado buen papel fuera de casa, tarea pendiente en la pasada campaña.

En torneos anteriores no habíamos tenido buenos resultados de visitante, en este (torneo) nos ha ido muy bien y vamos a seguir por esa racha ganadora importante para el grupo”, reconoció el soldado capitalino, al referirse a uno de los elementos que se pudo corregir y que ha sido elemental para cosechar unidades en carretera.

Para extender esta realidad, es necesario estar sólido en cada espacio del terreno, la primera línea se mostró resguardada manteniendo el arco en cero. “Por mejorar, debemos tener tranquilidad a la hora de definir para poder sacar adelante los partidos”.

Nota de Prensa